jueves

¿CÓMO PUEDO MEJORAR MI ORTOGRAFÍA EN SECUNDARIA?


La buena ortografía es un concepto que para muchos alumnos es una auténtica pesadilla. Seguro que habéis hecho infinidad de dictados, cuadernillos de ortografía y ejercicios sobre tildes, B y V, H... y muchos seguís sin tener éxito. Entonces... ¿cómo puedo mejorar la ortografía de una vez?

En realidad, todo el "secreto" está en VISUALIZAR las palabras. Cuando escribimos normalmente no dudamos con palabras que tenemos metidas en nuestra cabeza porque cuando nos enseñaron a leer y nos contaron cómo sonaba la T junto con la A entendimos enseguida que eso se escribía TA. Pero como ya sabemos hay muchos sonidos que suenan iguales (B/V, C/Z, G/J) o que no suenan (H) Por eso es importante que tengamos en nuestra mente una especie de fichero de palabras. Cuando dudamos sobre cómo se escribe una palabra muchas veces nos paramos a pensarlo e incluso la escribimos de las dos maneras (seguro que esto lo has hecho muchas veces en un margen de un examen) y nos quedamos con la que más nos suena, la que tenemos más vista. Eso es visualizar. Pero para poder visualizar, para poder saber cuál es la palabra más probable, debemos tener un buen archivo de palabras. Voy a poner un ejemplo:

Entre estas dos palabras, piensa cuál es la correcta:

BUENO / VUENO

Seguro que no tienes ninguna duda de que la palabra correcta es BUENO. La has visto miles de veces, la has escrito y es probable que con V hasta te resulte extraña (casi dolorosa ¿verdad?) Pongamos otro ejemplo:

ALIGERAR /ALIJERAR

Quizá estés igual de seguro, pero quizá no. No es una palabra tan común, quizá la hayas oído pero ¿cuántas veces la has escrito? La correcta es con G, igual que LIGERO. Probablemente LIGERO sea una palabra más común en tu vocabulario, con lo que la visualización no se debe quedar en la palabra sino en las derivadas. Un ejemplo más:

BULEBAR / BULEVAR

Es muy probable que aquí dudes mucho más. Quizá ni siquiera hayas oído esta palabra nunca ¿cómo vas a poder visualizarla? Es una palabra que no está en tu archivo, con lo que es muy probable que si tuvieras que escribirla lo hicieras de forma incorrecta. La correcta es BULEVAR.

Así pues, la ortografía es simple y llanamente un problema de vocabulario. Puedes aprender las reglas de ortografía (eso que a veces recitamos como un rezo "todas las palabras acabadas en -BIR se escriben con B excepto VIVIR, SERVIR Y HERVIR"), puedes hacer dictados y ejercicios, pero al final lo único importante es INCORPORAR ESAS PALABRAS A TU ARCHIVO PARA VISUALIZARLA DESPUÉS.

¿Y cómo se puede hacer eso?

Lo primero que tenemos que hacer es aprender a visualizar. Piensa en tu habitación y sin mirarla di qué tienes en las paredes, de qué color son las cortinas, de qué color es la colcha... Eso que haces es visualizar sin ver directamente los objetos. Lo mismo vamos a hacer con las palabras: sin verlas vamos a saber cómo son. Pero para poder visualizarlas como hemos dicho antes tenemos que tenerlas en nuestro archivo. ¿Cómo puedo ampliar mi archivo de palabras? Antes de explicarlo quiero decir que muchos alumnos se quejan de no tener memoria y que por eso no pueden recordar las palabras. Bien, igual que has sido capaz de recordar los elementos de tu habitación puedes ser capaz de recordar palabras visualmente. La memoria visual es algo que se va trabajando y todos los días en tu misma clase lo estás haciendo observando a tu profesor, tus apuntes... La memoria en principio no es un problema. Tranquilo, no hace falta que memorices cada una de las palabras que usas, solo que la tengas más o menos vista para que te resulte familiar su ortografía.

Bien, lo primero que deberías hacer es localizar las palabras en las que fallas más. Quizá todas las faltas que tengas se basan en tan solo 6 o 7 palabras, pero como las fallas siempre parece que son realmente muchas faltas. Así, analiza en tus exámenes, redacciones, dictados... cuáles son esas palabras. 

Y aquí empezamos con nuestra receta contra las faltas. Necesitarás:

laptop cover
-Papel

-Bolígrafos de colores

-Cuatro sobres (puedes hacerlos tú mismo)



Primero numera los sobres del 1 al 4. Después, escribe en pequeños papeles (que quepan en el sobre) las palabras con las que tienes problemas. Te aconsejo que lo hagas en dos colores: un color para las letras que tienes claras y otro color para la letra que fallas (esa B, esa H, etc.) Después, introduce estas palabras en el sobre 1. 

Al día siguiente repasa estas palabras y sin mirarlas (pide ayuda a alguien para que te las dicte o pregunte) intenta escribirlas correctamente. Las que hayas hecho bien debes pasarlas al sobre 2. las que aún sigas escribiendo mal, déjalas en el sobre 1.

Al tercer día volvemos a hacer lo mismo: escribimos las palabras del sobre 2 y si son correctas pasarán al 3; escribimos las del sobre 1 y si son correctas pasan al 2.

El cuarto día de la misma manera, pasamos palabras al sobre 2, 3 y 4. las que están ya en el cuatro son las que ya tienes dominadas. Puedes repasarlas una vez al mes para no olvidarlas. 

Puedes ir introduciendo palabras en el sobre 1 según vayas fallando en dictados, exámenes, redacciones... Cuando tengas todas las palabras en el sobre 4 significará que tus errores frecuentes están superados.


OTROS CONSEJOS:


Cuando ya dominamos los errores más frecuentes (esas palabras que hemos ido introduciendo en el sobre 1) podríamos ir avanzando para ampliar nuestro vocabulario. Esto se consigue de dos maneras básicas: LEER y ESCRIBIR.

  • LEER. Te llevan dando la paliza para que leas toda tu vida escolar. Seguramente tengas algún libro de lectura para leer este año. es un libro que aún no sabes si te interesa (o quizá ya lo hayas empezado y ya lo sepas) Si te interesa, estás de suerte, además de pasar un buen rato vas a pasar tus ojos por muchas palabras que se van a ir quedando grabadas en tu mente. Si no te interesa y no eres capaz de leerlo con un mínimo de atención, te propongo que intentes leer cosas que sí te interesan. ¿Has probado a leer algo sobre deportes, cine, alguna biografía de un cantante que te guste, noticias curiosas que ocurren en el mundo? Lo importante es que leas cosas para poder ir agregando nuevas palabras a tu archivo.

  • ESCRIBIR. Seguro que alguna vez has usado un programa informático para escribir textos. Entonces sabrás que tienen un corrector ortográfico que te corrige algunas de tus faltas. Y digo algunas porque quizá ya hayas comprobado que a veces fallan y no nos podemos fiar (vaya, no era este el consejo) El ejercicio que te propongo es que escribas sobre algo que te guste. Puede ser un diario, puede ser una carta... ni siquiera tendrá que leerlo nadie. Puedes escribirlo y borrarlo después. Escribe sin pensar demasiado. El corrector tiene una opción con la que las palabras que hayas escrito mal quedarán subrayadas en rojo. De esta manera sabrás enseguida que algo estás haciendo mal. Cuando tengas un error de este tipo cambia la ortografía y comprueba que ahora es correcta. Si sigue estando mal, quizá tengas un error de otro tipo. ¡RECUERDA! El corrector no corrige todo, no dejes tus trabajos en manos de una máquina sin corazón y sin cerebro. Esto es solo un ejercicio para ir incorporando nuevas palabras a tu archivo.

No desesperes y sé constante. Puedes tomártelo como un juego. Seguro que algunos de tus amigos también tienen problemas, intercambiad palabras y jugad a preguntaros las de los sobres. En muy poco tiempo veréis progresos. Sé que no es tan divertido como una tarde de fútbol, paseo o Play, pero quizá podéis dedicarle 5 minutos antes de pasar a otras actividades más entretenidas ¿no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada